A partir de ahora podrá ver sus muestras en el nuevo portal que hemos desarrollado a tal efecto, Besafer
Las claves de acceso son las mismas que hasta ahora estaba utilizando en la zona de usuario. Si tiene algún problema no dude en ponerse en contacto con nosotros a través de los teléfonos que encontrará en la zona de contactos.
home :: sala de prensa :: noticias

Noticias

Bioestimulantes para cuidar estructura y fertilidad de los suelos

Los bioestimulantes son sustancias orgánicas capaces de reducir el estrés y mejorar la asimilación de nutrientes

imagen noticia
30/08/2018 - Agronomía


Los bioestimulantes son sustancias orgánicas, o mezclas de microorganismos que, al aplicarse a las plantas, son capaces de inducir una respuesta fisiológica en el cultivo para reducir o mitigar el estrés y mejorar la asimilación de nutrientes o alguna de las características agronómicas.


En algunos casos promueven el desarrollo radicular que permite mejorar la absorción de agua y nutrientes otorgándole mayor competitividad al cultivo frente a las malezas, y aprovechamiento del perfil agronómico o estimulan la recuperación de la planta luego de adversidades tales como heladas o sequías, que al final se traducen en mejoras productivas y de la calidad.


Su uso y adopción ha sido rápida en cultivos intensivos, ya que en estos es relativamente más simple observar los resultados. Pero el verdadero potencial está en los cultivos extensivos dadas las necesidades de producir más y mejores alimentos.


El productor argentino tiende a adoptar nuevas técnicas y tecnologías. Sin embargo, ese mismo productor suele olvidar cuidar el capital más valioso que tiene el campo, el suelo. La salud estructural del suelo, la fertilidad y estabilidad de los suelos aseguran la sostenibilidad del sistema agroecológico. Pero según datos de la asociación civil Fertilizar, el índice de reposición de nutrientes se encuentra en nuestro país muy por debajo de lo necesario y recomendable (menos del 35% de lo necesario), lo que significa que seguimos minando los nutrientes como si estos fueran un recurso ilimitado, pero no lo son.


Y aquí es donde los bioestimulante pueden jugar un rol importante, ¿cuál es la relación de estos productos al respecto?. Los bioestimulantes no reemplazan a los fertilizantes, son herramientas que desencadenan ciertos tipos de respuesta en el cultivo, ya sea para atenuar efectos de un estrés o asimilar mejor los nutrientes y fotosintatos de la planta.


En las técnicas convencionales de producción, el productor está acostumbrado a reaccionar ante un problema fitosanitario y/o de malezas atacando el foco dañino con un producto específico, pudiendo ver el resultado a tiempos de corto plazo. No es lo mismo con los bioestimulantes, ya que sus beneficios no son fácilmente visibles, y a menos que el productor esté debidamente preparado y realice los análisis necesarios para evaluar estos productos, ese beneficio puede pasar desapercibido.


Cuando se decide utilizarlos para atenuar efectos de estrés, los productos pueden ejercer una influencia positiva evidente, por ejemplo, al corregir la fitotoxicidad causada por un herbicida. En este caso el efecto se verá aun cuando el cultivo no esté en su nivel óptimo de fertilización. Pero si el bioestimulante se usa para inducir respuestas en un proceso fisiológico, cuanto mejor nutrida esté la planta mejor será la respuesta. Y cuando hablamos de productos que mejoran el rendimiento por mejor aprovechamiento de los nutrientes asimilados, el uso de esta tecnología en cultivos que no reciben fertilización adecuada, no darán buenos resultados. Concluyendo, usar estos productos en un cultivo que no está debidamente fertilizado es una erogación de dinero que no producirá los beneficios esperados.


Cuando se decide invertir en un programa de uso de bioestimulantes que prometen mejoras en la eficiencia y productividad de nuestros sistemas de producción agrícola, es muy importante realizar auditorías y llevar registro de los productos utilizados y la respuesta reales y medibles en suelo, en las soluciones de suelo y en las plantas en nuestra situación agroecológica particular.


Contacte con AGQ Labs para solicitar más información ya que contamos con la tecnología necesaria en nuestros servicios analíticos y un equipo de ingenieros agrónomos que brindan el servicio de apoyo técnico para acompañar el proceso de toma de decisiones en el proceso productivo, y entregar al productor información real de su situación para que pueda reaccionar correctamente y hacer uso adecuado de las tecnologías disponibles, y así cuidar la salud estructural del suelo y la fertilidad de su finca.